Chegua Corona, rey de los +20 en el Hacho ceutí

1365 0

El cigarrero, a pesar de nadar sin traje, finalizó líder en su categoría y decimotercero en la general.

El nadador cigarrero Chegua Corona sumó el pasado fin de semana un nuevo éxito a su trayectoria, ya que en la V Vuelta al Hacho de Ceuta consiguió el primer puesto en la categoría de +20 y el decimotercero en la general, a pesar de nadar sin traje de neopreno, lo cual dificultó aún más la ya de por sí complicada y dura travesía de 10 kilómetros de la costa ceutí, la cual forma parte este año de la I Copa de España de Aguas Abiertas.

La niebla provocó que la salida (prevista para las 10.00 horas) tuviera que retrasarse una hora, por lo que la prueba comenzaría a las 11.00 horas. Chegua salió bien pese a no llevar el traje de neopreno para poder participar en la Copa de España y fue capaz de seguir a muchos que sí lo llevaban. Tras sólo 600 metros los nadadores entraron en una de las zonas más espectaculares de la prueba, el Foso Real de Ceuta, donde la corriente a favor llevaría en volandas a los participantes hasta la entrada al puerto. Desde el puerto se cruza en diagonal, con el agua apenas sin corrientes y con temperaturas de 20 ºC – 21 ºC. Después de salir del puerto vinieron las corrientes más frías por tramos donde la temperatura bajaba hasta los 16 ºC. Chegua intentó no despegarse del grupo de cabeza, rodeado de gente con traje y amigos, pero justo antes de llegar al kilómetro 4 se le escaparon con unos cambios de dirección debidos a las corrientes. Comenzaba de verdad la travesía.

En la unión del Atlántico con el Mediterráneo las corrientes eran muy fuertes, teniendo incluso que actuar alguna lancha neumática para remolcar tanto a nadadores como a piraguas que no pudieron salir de los remolinos formados. La organización alertó entonces que la mejor forma de avanzar sería acercándose a las rocas. En tramos de 100 metros se llegaban a perder hasta 20 minutos, luchando a brazo partido contra el mar. Chegua ya no veía a nadie de la cabeza e, incluso, fue alcanzado por otros nadadores naturales de la zona y que conocían mejor la travesía, por lo que decidió colocarse junto a ellos.

Los siguientes 4 kilómetros se convierten en infernales, nadando junto a las rocas y sorteando piedras y acantilados. Gracias a una buena administración, Chegua encaró los 2 últimos kilómetros sin la necesidad de volver a pegarse a las rocas. Algunos compañeros, incluso, recibieron picaduras de erizos al estrellarse contra las mismas y no resultaba extraño ver a medusas. Chegua sacó las fuerzas que le quedaban para acabar la prueba como campeón de la categoría +20 y decimotercero en la general pese a nadar sin traje. Por si fuera poco, al día siguiente Chegua Corona volvió a competir en el IV Acuatlón de Rota, en el que su equipo formado también por Jaime Carrasco, Alejandra O’Farrel e Irina López finalizó quinto en la categoría mixta.

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *