Del mal, el menos (2-2)

656 0

Un doble in extremis de Carlos Romero rescata un punto para el Puebla en Loreto.

Cuando no eres consciente de lo que te estás jugando sobre un terreno de juego, el agua suele llegar al cuello. Cuando la intensidad y actitud no acompañan al talento, la palabra decepción se hace presente. Cuando incluso se puede llegar a cuestionar el compromiso sobre el verde en los momentos en los que verdaderamente es necesario, no existe objetivo alguno. Un partido a la basura, el más importante. Porque lo más importante siempre es lo más inmediato. Un doblete de Carlos Romero da mucha vida matemática a un Puebla que, por sensaciones, ve pasar el tren de cabeza mientras espera sentado a su vagón. Mientras sus rivales no dan opción alguna, el Puebla llena de esperanzas a sus oponentes lejos del San Sebastián en los últimos encuentros.

El once más ofensivo posible fue el que saltó al Municipal en San Juan para jugar ante el Loreto. Volvió Ezequiel bajo palos. Diego, Lolo, Vélez y Mario Viejo estuvieron en defensa. Fau y Pablo Sosa en el doble pivote, con Fran López por delante y Álvaro Lora y Gómez en las bandas, mientras que Adri Muñoz actuó en punta. Nombres más que suficientes para hacer daño.

El Puebla no mostró nada de su identidad. No fue vertical, no ofreció profundidad por los costados – sobre todo por el derecho – y no salió con rapidez y efectivos a la contra. Gómez – siempre omnipresente – fue lo más peligroso del equipo en una primera parte muy gris en la que, además, una falta de intensidad, ganas y actitud propició el 1-0 de Chico en el mano a mano ante Ezequiel, que pasó desapercibido en todo el partido. Goles muy evitables por la zaga en los únicos acercamientos del rival.

El inicio del Puebla no fue malo en la segunda mitad. Gómez – otra vez – pudo hacer el empate, pero se encontró con el palo. También probó fortuna Pablo Sosa, pero su disparo se topó con el portero. Fue un espejismo. El Loreto iba a marcar el segundo poco después en otra muestra de relajación. Avisó Jesús con un disparo al larguero libre de oposición en la frontal y, minutos más tarde, Rober iba a marcar desde idéntica posición un golazo por la escuadra. Pero sin nadie para encimarle. 2-0 y partido muy cuesta arriba.

Manteca comenzó a mover ficha. Dio entrada a Juandi, Carlos Romero y Montaño en lugar de Pablo Sosa, Álvaro Lora y Lolo, y los cambios le aportaron un plus de intensidad al equipo. El ímpetu y corazón de Fran López, la garra de Vélez y la presencia constante de Gómez fue lo más destacado al margen de la excelente aportación de Carlos Romero, que iba a ser vital. En el 82’, un centro de Fran López iba a encontrar a Carlos Romero quien, con la izquierda, recortaba distancias. Y ya en el descuento, una acción muy similar iba a propiciar el empate. Carlos Romero marcaba a placer un centro de Juandi. Alegría por el empate in extremis dentro de la gran decepción por el partido realizado. Las matemáticas dicen que hay mucha vida, pero para las sensaciones invitan a lo contrario. No hay mejor oportunidad que recibir al segundo clasificado para dar un golpe de efecto, moral y demostrar que nunca más ocurrirá lo de Loreto. Reaccionen.

UD Loreto: Agu, Juan, Luismi, Iñaki, Migue, Salas, Rober, Jesús, Chico, Adri y Santi. También jugaron: Rafa, Raúl, Carlos, Álvaro y Garrigós.

Puebla CF: Ezequiel, Diego, Lolo, Vélez, Mario Viejo; Fau, Pablo Sosa; Álvaro Lora, Fran López, Gómez; y Adri Muñoz. También jugaron: Juandi, Carlos Romero y Montaño.

Goles: 1-0, Chico (39’); 2-0, Rober (57’); 2-1, Carlos Romero (82’); 2-2, Carlos Romero (90+5’).

Árbitro: Pérez Pérez. Amonestó a los visitantes Vélez y Carlos Romer y al local Garrigós.

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *