El balón parado castiga al Puebla en La Rinconada (3-1)

440 0

Los cigarreros pagan su fragilidad en defensa y poca claridad en la zona de ataque.

El Puebla Club de Fútbol cayó derrotado en su visita a La Rinconada por tres goles a uno. Los de Jorge Luque ‘Manteca’ no fueron capaces de generar apenas ocasiones de gol, y sufrieron de lo lindo a balón parado en un partido en el que siempre estuvieron a merced del rival. Álvaro Lora dio algunas esperanzas antes del descanso, pero no se atisbó reacción cigarrera en el segundo acto.

El entrenador cigarrero realizó varios cambios en el once inicial con respecto a los que golearon a la UD Soleá en el San Sebastián. Debido a la ausencia de José Carlos, la portería fue ocupada por Alfredo, que volvía a la titularidad después de muchos partidos sin hacerlo. Vélez y Galla volvieron a la defensa, y Fau y Adri Pavón hicieron lo propio en el doble pivote, con Romerito adelantando su posición en el extremo izquierdo, Negro en la mediapunta y David Martos como referencia. Álvaro Lora, Diego y Martínez repitieron en sus respectivas posiciones.

El primer contratiempo para el Puebla llegaría en forma de lesión, ya que Diego tuvo que ser sustituido por Polo cuando no transcurrieron ni 15 minutos de encuentro en el Nuevo Leonardo Ramos. Posteriormente, además, los rinconeros se pusieron por delante gracias al gol de Valle, que aprovecharía un rechace corto del portero para abrir la lata. A la media hora, Abel aumentaba la ventaja local a la salida de un córner, un auténtico calvario para el Puebla en el encuentro.

Álvaro Lora, antes del descanso, se sacaba de la chistera una magnífica jugada para meter en el partido a los suyos y dar, de esta forma, esperanzas de cara al segundo tiempo. Con 2-1 y malas sensaciones cigarreras se llegaba al descanso en el Nuevo Leonardo Ramos.

La mejoría necesaria para levantar el partido por parte del Puebla en la segunda parte no llegó. De hecho, los minutos pasaban sin ocasiones serias de peligro por parte de ambos conjuntos, por lo que la UD Rinconada tuvo controlado el encuentro a pesar de los cambios del técnico cigarrero por intentar darle un plus a los suyos. David Cuevas, en el 86’, sentenciaba el partido tras una buena jugada por la izquierda y dejaba los tres puntos en casa. Nueva derrota cigarrera, que vio cómo el balón parado lastró su planteamiento y sumó tres goles más en contra, un total de 10 en los últimos tres partidos.

Foto: UD Rinconada.

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *