Lote nulo para Morante en Nimes

575 0

Tendido | Alternativa para Ginés Marín y reaparición en la plaza nimesina del madrileño David Mora.

Hacía tiempo que Ginés Marín venía pidiendo toro y, por fin, este domingo ha tomado la alternativa en Nimes con un buen Zalduendo, el primero, de embestida humillada y repetidora, al que el toricantano, sobrado de recursos, le hizo filigranas con la muleta. Tal era su afán por desplegar todo el repertorio, que al estrenado matador le sonaron dos avisos antes de cortar una oreja.

El primero de Morante fue devuelto por inválido, sin embargo, lejos de mejorar, el segundo bis apenas podía mantenerse en pie. Eso, unido a las rachas de viento, hizo que el de La Puebla del Río decidiera pasaportarlo de una estocada baja sin darse demasiada coba. Con el cuarto varió poco el guión. Tras lucirse con el capote, en la muleta, Morante decidió que aquel toro era poco aprovechable y lo estoqueó rápidamente ante las protestas del público.

Inspirado y roto estuvo David Mora a lo largo de su primera faena, en la que destacó la quietud, la ligazón y la buena colocación desde los primeros compases. Oreja para celebrar el regreso del madrileño a Nimes. Hizo también muy bien las cosas frente el quinto para lograr que se metiera en la muleta. La tela siempre delante del hocico, claridad de ideas y dosis de mando. La estocada cayó trasera y la faena terminó en gran ovación para Mora.

Cerró el festejo Ginés Marín, que volvió a estar valiente y entregado en una faena que no logró alcanzar vuelo, y en que resultó herido al sufrir una voltereta en las postrimerías de su labor. La espada tampoco fue su aliada y el público recompensó el esfuerzo con palmas en la despedida, antes de que Marín pasara a la enfermería por su propio pie.

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *