Sergio Gutiérrez: “Nuestra satisfacción es ver cómo los triatletas repiten una y otra vez”

1970 0

A falta de un mes para la celebración de la cuarta edición del IV Triatlón Cros La Puebla del Río ‘Puerta de Doñana’, los preparativos marchan según lo previsto y se trabaja duro para que no falte un detalle en una prueba de este calibre. La culpa de que todo salga tan bien es de Sergio Gutiérrez Gelo, organizador principal del evento y uno de los principales culpables de la evolución de esta modalidad en el pueblo cigarrero. Con ilusión e ideas claras, Sergio analiza todo lo que rodea al triatlón y su organización.

LOGO LORENTE

Buenas, Sergio. ¿Cómo van los preparativos para la presente edición del triatlón?

Muy buenas. Van en buen camino, de las ediciones anteriores hemos aprendido a priorizar tareas en función del tiempo que queda para la celebración del triatlón, con esto hemos conseguido ir más organizados y dar pasos firmes, cada vez parece, solo parece, más fácil.

¿Cómo surge la idea de un triatlón en La Puebla?

Pues surge a través de Ricardo Mateo, antiguo concejal de Deportes, quien propone a Fran De La Carrera, actual presidente del C.A. Puebla, la posibilidad de celebrar un triatlón en La Puebla, aunque creo que en esos momentos Ricardo no sabia en qué consistía un triatlón (risas). Fran se pone en contacto conmigo y empezamos a darle forma al proyecto, recuerdo que solo tuvimos tres meses para ponerlo en funcionamiento, fueron meses muy intensos de trabajo, era todo nuevo para nosotros, partíamos de cero, cada avance que hacíamos hacia su celebración nos daba más fuerza para continuar, nos fueron rodeando muchas personas que aportando su granito de arena nos iban facilitando el camino. Sería incapaz de enumerar por nombres, pero fueron muchísimos los que se acercaron a ayudar en la organización, desde el recuerdo solo puedo decir que mereció la pena tanto esfuerzo y agradecer a todos aquellos que se prestaron de forma desinteresada a hacer posible que La Puebla celebrase su primer triatlón.

¿Cuál fue la reacción de sus compañeros al conocer la idea de la celebración del triatlón?

Entre los triatletas que solíamos entrenar juntos creo que había una mezcla de escepticismo e ilusión, a partes iguales. Por un lado parecía bastante difícil organizar una prueba de tanto volumen material y humano en tampoco tiempo y por otro les invadía la esperanza de poder practicar su deporte delante de los suyos. Creo que este mismo sentimiento se hacía extensivo al resto de mi entorno, con la salvedad que por aquella época el triatlón en La Puebla era un deporte poco conocido y a la mayoría de la gente había que explicarles en qué consistía. Cuando se lo explicábamos las expectativas empeoraban (risas).

Supongo que el paisaje y el marco que ofrece La Puebla fue una de sus grandes inspiraciones en la organización de este triatlón.

Esto lo tuvimos claro desde el minuto uno. Me refiero a los circuitos por los que transitaría la prueba, ya que tratamos de meter en los cerca de 23 kilómetros que suman la totalidad de la distancia de los tres sectores, (500 metros de natación , 17 kilómetros de ciclismo y 5 kilómetros a pie) en los puntos más característicos de nuestra localidad, cosa complicada, debido a la inmensa riqueza natural que tiene, pero creo que el triatleta se lleva una idea aproximada de las maravillas de La Puebla.

¿Cómo se presenta la edición de este año?

Parece que con bastante aceptación por parte de los triatletas, en poco más de doce horas desde la apertura de inscripciones superamos la barrera de los 140 inscritos. Esto no hace más que cargarnos de energía para seguir trabajando en buscar la excelencia de esta prueba, cada año creo que nos vamos superando, espero que este año sigamos creciendo en este sentido.

¿Está satisfecho con la evolución de la prueba en estos años?

Sí, muchísimo. Vamos dando pasos lentos pero seguros, desde la primera edición nos repetimos el mismo objetivo. Esto es un triatlón hecho por triatletas para triatletas, lo que quiere decir que nuestra prioridad no esta en ser una macro prueba con miles de inscritos, nosotros nos centramos en los aspectos que consideramos indispensables en las pruebas que realizamos e irlos mejorando cada año. Nuestra mayor satisfacción es ver cómo los triatletas repiten una y otra vez con nosotros y que a pesar del gran número de pruebas que existen en el calendario actual siempre conseguimos agotar las inscripciones. Creo que vamos en el buen camino.

¿Con qué apoyo institucional cuenta el triatlón? ¿En qué influye?

Contamos con el apoyo del Ayuntamiento de nuestra localidad y con el de la Federación Andaluza de Triatlón, a través del Ayuntamiento también tenemos acceso a instituciones de rango superior, que nos hacen más fácil la organización del evento.

Influyen en todo, la Federación en cuanto a los trámites burocráticos nos da, a nosotros y a todas las pruebas, facilidades para su cumplimiento, creo que están haciendo una labor muy importante con el triatlón Andaluz llevándolo a lo más alto a nivel nacional, solo hay que ver su calendario plagado de pruebas.

La influencia del Ayuntamiento es determinante para la celebración de la prueba, ellos ponen a nuestra disposición todo los medios necesarios para poderla celebrar, además hay que destacar su implicación, no solo se conforman con hacer lo que deben como institución, sino que se vuelcan de lleno, se preocupan, se interesan, nos escuchan, tratan de mejorar muchos aspectos, son una parte esencial del engranaje de esta prueba.

A pesar de ser una prueba organizada por el C.A. Puebla, ¿encuentra apoyo en otros clubes?

Sí, todos los clubs de la localidad se han volcado con nosotros desde el inicio, poniéndose a nuestra disposición cada vez que les solicitamos algo. Esto lo llevamos muy bien, nos solemos ayudar los unos a los otros en la celebración de eventos, al final todos tenemos el mismo interés, promover el deporte y para esto todos sumamos.

¿Qué dificultades principales encuentra en la organización del evento?

Nuestra principal dificultad se encuentra en el sector de natación, al ser un medio natural con continuos cambios, nos hace adaptarnos cada edición, invertimos mucho tiempo y medios en ese sector. Como curiosidad, la fecha y hora del triatlón no la elegimos nosotros, nos la da el Guadalquivir, y a veces es caprichoso.

Seguimos encontrándonos alguna que otra piedra en el camino además de esto, pero con el paso de las ediciones y la experiencia adquirida hemos aprendido a sortearlas con no muy mal resultado.

¿Cómo vive el organizador los meses previos a la celebración de la previa?

Son meses de teléfono, emails y muchas reuniones, como he dicho antes la experiencia nos da más entereza a la hora de enfrentarnos a los distintos problemas que nos surgen. Al principio, en la primera edición, una misma persona se encargaba de demasiadas tareas, costaba mucho avanzar y cerrar algo. Hoy contamos con un grupo de trabajo, este año por ejemplo somos un grupo de ocho personas las que nos encargamos de la organización de la prueba, hablo solo en sentido organizativo, en la práctica son muchas mas las que participan Pues bien, hemos aprendido a delegar y esto es fundamental, cada uno tiene una tarea especifica y un tiempo para realizarla, cuando termina la expone al grupo y decidimos que hacer. Esto nos hace ganar mucho tiempo y estar bien organizados, también tenemos nuestros conflictos pero cada vez somos más tolerantes con los malos momentos de algún miembro del grupo.

El día de la prueba, como todos los días importantes en la vida de alguien, pasa demasiado rápido para mí. Apenas saboreas lo que va sucediendo, solo avanzas. Empezamos muy temprano, revisando todo lo montado la noche anterior y dando los últimos retoques. Nos organizamos por tareas, ese día cada uno se dedica a lo que tiene asignado, yo particularmente me encargo de la zona cero, esta es la zona de meta y alrededores, es donde se producen las transiciones y donde, por decirlo de alguna manera, se encuentra el centro neurálgico de la prueba, desde ahí se coordina todo y se van solucionando las incidencias que van surgiendo en el transcurso de esta. Cierto es que cada año tengo más tiempo para saborear momentos, en la primera edición cuando quise levantar la cabeza ya habían entrado en meta mas de la mitad de los triatletas, ahora me da tiempo de ver alguna entrada, saludar a algún compañero en carrera, en fin, disfrutar un poco de la prueba. Yo en ese sentido soy un afortunado, algunos de los otros miembros de la organización, por sus tareas, no tienen esta posibilidad.

Se suele decir que el organizador se queda tranquilo cuando acaba y sale bien su evento. ¿Es su caso?

La satisfacción del deber cumplido le llaman, no hay mayor recompensa que la mirada de satisfacción de tus compañeros de faena o la felicitación de un triatleta por la organización del triatlón, estos pequeños detalles son los que hacen que merezca la pena esos meses de intenso trabajo.

¿Qué importancia tiene el voluntariado en la prueba?

Esta edición va dedicada a ellos, son el alma de la prueba, en el mundillo del triatlón nos conocen por nuestros voluntarios, siempre con una sonrisa y dispuestos a dar el 200 por cien en todo lo que se les pide. Nunca encontraremos la forma de agradecerles su grado de implicación y predisposición, además es algo impagable, pagas a una persona para que de agua, pero jamás pagaras una actitud, esto lo tenemos aquí de manera innata y desde el principio ha sido así, forman grupos entre ellos, se animan, hacen del triatlón como lo que es, su triatlón.

¿Es consciente de que gracias entre otras cosas a este triatlón La Puebla se ha aficionado al deporte?

Sí, bueno está claro que el deporte en general ha crecido exponencialmente en La Puebla, esto se debe a muchos factores, pero me gusta pensar que lo que hacemos tiene algo de culpa.

El deporte es mucho más que salir a practicarlo, te enseña valores que luego son aplicables a la vida cotidiana, aprendes a marcarte objetivos reales e ir a por ellos, te da capacidad de sufrimiento, sabes que siempre se puede un poco mas, te hace organizado, fomenta el compañerismo, la solidaridad, etc.

Dentro del C.A. Puebla hay muchos ejemplos de esto que expongo, ejemplos de superación, de como personas consiguen reinventarse y avanzar de nuevo o de otros que cumplen objetivos inimaginables hace apenas unos años. Una persona que no teme arriesgar, que sabe valorar los objetivos que se marca, que es consciente de su capacidad de sufrimiento y que no entiende que es rendirse, esta lista para triunfar, tanto en el deporte como en la vida.

Por último, un mensaje a todos los cigarreros de cara al IV Triatlón Cros La Puebla del Río ‘Puerta de Doñana’

Lo primero darles las gracias, son otra parte de la identidad de esta prueba. No recuerdo triatlón con semejante cantidad de público, es algo que los triatletas nos recalcan mucho, así que solo pedirles que sigan en esa línea, que el próximo 27 de Septiembre se echen a la calle para llevar en volandas con sus gritos y aplausos a todos los participantes, gracias de corazón.

Foto cedida por Sergio Gutiérrez Gelo.

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *